logo Malleco7
2017-09-28
Vecinos felices con Biodanza en Angol
Cuentan detalles de la novedosa y positiva experiencia que se desarrolla en la capital de Malleco y que es guiada por dos profesores de Concepción.
ANGOL.- Se imagina a alrededor de 25 vecinos y vecinas de Angol, de todas las edades, en grupo conectándose, a través de la música, con sus emociones para buscar un mejor vivir. Eso fue lo que ocurrió el sábado en el tercer piso de la Gobernación, donde se desarrolló la sesión mensual de Biodanza, lo que viene ocurriendo hace más de un año en esta ciudad.
Malleco7 apreció como los profesores de la Escuela de Biodanza de Concepción, Juan Francisco Gavilán y Marta Sickinger, al compás de una música especialmente seleccionada fueron guiando a los participantes, quienes efectuaron movimientos en una gran ronda, siguieron moviéndose en pareja tomados de sus manos y haciendo un trencito, donde cada uno le efectuó masajes en la espalda al que le precedía.
Consultado Juan Francisco Gavilán, profesor de la Universidad de Concepción, dijo que la Biodanza fue creada hace 50 años por el también penquista Rolando Toro Araneda y hoy se desarrolla en distintas partes del mundo.
Dijo que en la Biodanza la música se utiliza para desarrollar los potenciales afectivos humanos, “no es un baile, sino que es una posibilidad de desarrollo personal a través de la música, de conectarse con los potenciales de vida humanos, es un camino de vida”, agregó.

ES VIVENCIAL

Marta Sickinger agregó que se trata de una acción eminentemente vivencial, porque la gente se mueve inducida por la música y por la emoción experimentada en cada sesión.
“Cada uno experimenta algo y eso se traduce en un movimiento, que es inducido por la música, la que provoca, deflagra decimos nosotros, una emoción que induce a movernos y eso va en un proceso que es repetitivo, sesión a sesión, semana a semana, la persona va iniciando un proceso que va cambiando la calidad de su vida, porque se va sintiendo bien, porque se va conectando con su potencial, principalmente, amoroso, de sentirse bien, entonces mejora la salud, mejora su trabajo, todo va mejorando”, dijo la profesora.
Sickinger agregó que se utiliza música con un potencial efectivo para que deflagre la emoción en las personas. “Está probada orgánicamente, es música orgánica, nos referimos a que va en sentido con la vida, que provoca el sentir el latido del corazón”.

AGRUPACIÓN

Tan positiva ha sido la experiencia de estas personas con la Biodanza, cuyas sesiones han sido también en el Centro Cultural y en un salón municipal de Pedro Aguirre Cerda, que 22 de ellos crearon la Agrupación Social, Cultural Biocéntrica Malleco, cuya presidenta, Marcela Faúndez, relató que “tiene un impacto importante en la vida, cambio biológico, sicológico, el tema con la vitalidad, con la creatividad, desarrolla distintos potenciales y uno va viendo al participar en estas sesiones los efectos que tiene en las personas”, sostuvo.
       
Visitas: 75
Volver..


RONDAS INFANTILES EN ANGOL


Maipú 299-A, a pasos de Av. O'Higgins